20 C
Asunción
lunes, junio 17, 2024
spot_img

Un informe de RSF denunció aumento de «presiones políticas» sobre periodismo en todo el mundo

Según destaca el informe anual de Reporteros sin Fronteras (RSF) publicado este viernes, el periodismo sufre cada vez más «presiones políticas».

En la clasificación de esta ONG de defensa del periodismo, publicada el Día de la Libertad de Prensa, los dos países que más retrocedieron en América Latina fueron Ecuador (cayó 30 posiciones, hasta el 110) y la Argentina (bajó 26 puestos, hasta el 66).

«La libertad de prensa se ve amenazada por los mismos que deberían ser sus garantes: las autoridades políticas. De los cinco indicadores que conforman la puntuación de los países, el indicador político es el que más desciende en 2024, con una caída de 7,6 puntos», constata RSF en un comunicado de prensa que acompaña su Clasificación Mundial de la Libertad de Prensa.

La directora editorial de RSF, Anne Bocandé, señala que «los Estados y las fuerzas políticas, independientemente de su orientación, desempeñan un papel cada vez menor en la protección de la libertad de prensa».

«Este desentendimiento se acompaña, en ocasiones, de un cuestionamiento del papel de los periodistas, o incluso de la instrumentalización de los medios en campañas de acoso o desinformación», advierte Bocandé.

La situación más grave en términos de libertad de prensa se registra hoy en la región del Magreb y Oriente Próximo, seguida de Asia-Pacífico donde el periodismo, a juicio de RSF, «se asfixia bajo el peso de los regímenes autoritarios». También en África casi la mitad de los países están en una situación «difícil».

Por contraste, los países donde la libertad de prensa goza de buena salud se concentran actualmente en Europa, principalmente, en la Unión Europea, si bien «está siendo puesta a prueba por las mayorías en el poder en Hungría, Malta y Grecia».

Más al este de Europa, a juicio de RSF, la situación empeora «frente a una desinformación en pleno auge y a la censura de unos medios acusados falsamente de atentar contra la seguridad nacional o el terrorismo».

En las Américas, «la imposibilidad de los periodistas de cubrir historias relacionadas con el crimen organizado, la corrupción o el medio ambiente, por miedo a represalias, es un problema de primera magnitud», alerta RSF.

La proporción de países en situación «bastante buena» en esta región se redujo del 36% en 2023 al 21%, en 2024. Estados Unidos perdió diez puestos en la clasificación, y «en casi todos los países de América del Sur, la situación de la libertad de prensa es ahora ‘problemática'».

RSF atribuye este deterioro a «la llegada al poder de depredadores de la libertad de prensa, como Javier Milei en Argentina» y a «la incapacidad de los gobiernos para frenar la violencia contra los periodistas».

«México sigue siendo el país sin guerra más peligroso para los reporteros: 37 periodistas han sido asesinados desde 2019», dice el comunicado.

A la cabeza de la Clasificación Mundial de la Libertad de Prensa se mantiene Noruega, a la que siguen Dinamarca y Suecia.

En el extremo opuesto se encuentran Afganistán (178), Siria (179) y Eritrea (180). Rusia ocupó el 162 lugar en la clasificación de RSF. (Sputnik)

Noticias relacionadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Redes Sociales

228,000FansMe gusta
6,100SeguidoresSeguir
1,160SuscriptoresSuscribirte
- Publicidad -

Últimas Noticias

error: El contenido está protegido!